8 728x90
Img 5413
Img 5413
Nuria Villacañas | Campo de Criptana 05/06/2020
Banner gif dos partes mancha infor %28 %282%29
 
 
Vota:
Comparte:
 
 
Restaurante Las Musas, ubicado en la emblemática Sierra de los Molinos de Campo de Criptana, reabre sus puertas y enciende de nuevo los fogones para ofrecer el mejor servicio y los mejores productos gastronómicos de la tierra. Con Carlos Ortega, gerente, y con Reyes Ramírez, jefe de sala y sumiller, hemos hablado para que cuenten con detalle cómo han vivido este parón de más de dos meses y qué previsiones tienen tras la reapertura.




“Volvemos al trabajo con la misma ilusión y con las mismas ganas que el primer día”, apunta Reyes Ramírez. “Han sido meses muy duros en todos los sentidos. Dificultad que sin embargo no ha mermado la capacidad de trabajo del equipo de 13 personas que formamos la plantilla de Restaurante Las Musas. Ilusión, confianza y muchas ganas que en este tiempo ha sido capaz de trasmitirnos nuestro jefe, Carlos Ortega, un empresario con un optimismo fuera de lo normal. Su actitud frente a la situación nos ha permitido que de nuevo el cien por cien de la plantilla vuelva a sus puestos de trabajo como si se tratara del primer día”.

Un establecimiento emblemático que cuenta con dos terrazas, dos salones, dos reservados y una sala de ocio nocturno que, como apunta Reyes Ramírez, “de momento y hasta que la normativa lo permita seguirá cerrada”. “Será el único espacio cerrado, el resto y cumpliendo con todas las normas dictadas por las autoridades sanitarias en cuanto a higiene y seguridad están funcionando ya al 50% y al 100%”.

En esta línea y ya a pleno rendimiento, el jefe de sala, con la misma tónica que Carlos Ortega, apunta que “saldremos de esta más reforzados. Contamos con todos los ingredientes para ello: un sitio emblemático, profesionalidad y entrega de la plantilla y una carta de productos de primera calidad. Señas de identidad de Restaurante Las Musas que hace que en esta primera semana de apertura hayamos colgado el cartel de lleno”.

Precisamente y en relación a la carta, Reyes destaca que ésta se ha reducido y renovado. “Ofrecemos productos frescos a diario de ahí que hayamos tenido que adaptar la carta a lo que ofrece el mercado. Lo único que mantenemos intactos son los precios y la selección de vinos, haciendo una apuesta muy fuerte por los de la tierra”.

TURISMO

Por otro lado y pese a la prohibición de circular entre provincias en esta segunda fase, tanto Ortega como Ramírez hacen especial hincapié en reforzar el turismo dentro de la misma provincia. En esta línea, destacan que a lo largo de estos días han sido muchos los visitantes de ciudades como Almagro, Valdepeñas, Daimiel o la propia capital, Ciudad Real, quienes han visitado la Sierra de los Molinos y quienes después han ocupado nuestras mesas. “Hay que adaptarse a la nueva normalidad y ver el lado positivo de la situación. Tenemos una gran provincia y nosotros un gran pueblo que puede y tienen que ser un destino prioritario para los ciudadrealeños”.

En este punto, Ortega confía en que las informaciones relativas a la peatonalización de la Sierra de los Molinos no supongan ningún tipo de traba a la hostelería de la zona. Noticias que, como apunta, “las tomo con cautela y con la confianza de que las autoridades apoyarán como siempre a un sector tan importante como es el de la hotelería y el turismo en Campo de Criptana”.

Manchainfo706x100a
También te puede interesar 
 
Mimq
loading...