manchainformacion.com | Castilla-La Mancha 10/05/2021
 
 
Vota:
Comparte:
 
 
La Fundación Virgen de los Dolores de Valmojado (Toledo) ha recibido la donación de 2.000 euros con motivo de su iniciativa 'Programa de visitas de familiares y allegados en tiempos COVID-19', proyecto ganador de una de las diez 'Ayudas Sociales Frente al COVID-19' promovidas por la Fundación Eurocaja Rural.

La categoría premiada de este proyecto fue la orientada a mejorar las condiciones del 'Entorno Rural'. Con motivo de la pandemia, la Residencia para Mayores "Virgen de los Dolores" realizó un proyecto dedicado a la organización de visitas entre familiares y residentes dentro del Centro, al denominó 'Programa de visitas de familiares y allegados en tiempos COVID-19'.

Durante el año 2020, se realizaron restricciones de visitas en residencias de personas mayores. De igual modo, y atendiendo a una serie de criterios previos desde las distintas administraciones, se publicaron otros documentos que recogían una serie de normas, protocolos y requisitos para la vuelta a su realización. Este proyecto estaba enfocado en conseguir un bienestar en las personas mayores del Centro, proporcionándoles, con la máxima seguridad posible, contacto con sus familiares y personas allegadas. El número de beneficiarios directos de la iniciativa es de 80 personas e indirectos de 320.

La categoría 'Entorno Rural' estaba orientada a combatir la despoblación, crear nuevas oportunidades para los jóvenes, ofrecer cuidados y servicio asistencial a nuestros mayores, procurar el desarrollo sostenible de nuestros municipios y reducir la brecha entre los núcleos rurales y urbanos. En esta ocasión, este premio ha ayudado a mermar la difícil situación que se encontraron los familiares y usuarios de esta residencia de Valmojado, pudiendo reencontrarse y sentirse acompañados, cumpliendo con todas las medidas de seguridad en plena pandemia.

El presidente de la Fundación Eurocaja Rural, Javier López Martín, hizo entrega del cheque correspondiente a este premio al vicepresidente del Patronato de la Fundación Virgen de los Dolores y párroco de Valmojado, Enrique del Álamo González, en presencia de la directora del Centro, Lucía Ibarra Gómez, el director territorial en Toledo de Eurocaja Rural, Juan Carlos Dueñas Bermejo, y el responsable del Departamento de Administración de la Residencia, Carlos Gigante López.

Origen y objetivos de la Fundación Virgen de los Dolores

El 27 de julio de 2010 dio comienzo la andadura de esta Fundación tras la sesión Constituyente del Patronato. La residencia para personas mayores "Virgen de los Dolores" es de titularidad privada, un centro que pertenece a una Fundación Canónica del Arzobispado de Toledo, construida toda ella gracias a la generosidad de Antonio Poveda y su esposa, María Dolores de Léon.

La Residencia está atendida desde la Parroquia de Valmojado. El Centro es referente en el cuidado de los más mayores en la provincia de Toledo, cumple con los altos estándares de calidad y confort, y está adaptado a personas con dificultades de movilidad. Se trata de un centro de reciente construcción donde prima la comodidad para hacer de la estancia de los usuarios lo más agradable posible.

Cuenta con personal altamente cualificado para ofrecer los mejores cuidados: médico, fisioterapeuta, terapeuta ocupacional, enfermeros y un gran equipo de auxiliares para velar por el bienestar de los residentes.

Los servicios del Centro están enfocados a mejorar la calidad de vida de las personas mayores. El perfil de las personas que atienden es el de mayores de 60 años, algunos con algún grado de dependencia. La atención personalizada integral es el principio en el que se apoya la filosofía del servicio, así como mantener un trato cercano basado en el respeto y el afecto, potenciar la autoestima de los residentes y estimular su interés vital.

Además de cuidar, diagnosticar y tratar a los que necesitan cuidados, trabaja en la prevención de la enfermedad, en evitar el dolor, aliviar el sufrimiento y acompañar a la persona mayor y a su familia.

Entre los servicios a enumerar están los servicios de podología, peluquería, costura, terapia ocupacional y fisioterapia.

Una nota característica de este Centro es también la atención espiritual que ofrece a los residentes, léase la presencia de un sacerdote, la celebración diaria de la Eucaristía y ratos de oración y catequesis para los mayores.
También te puede interesar