Nuria Villacañas | Campo de Criptana 10/07/2021
 
 
Vota:
Comparte:
 
 
“Que su recuerdo y su obra nunca se pierdan”. Con esta máxima, representantes de Nuevas Generaciones en la provincia de Ciudad Real participaban en Campo de Criptana en el acto homenaje a la figura de Miguel Ángel Blanco, presidente de honor de la organización a nivel nacional, en el vigésimo cuarto aniversario de su muerte, “a manos de la banda terrorista ETA”, tal y como recordaban desde la organización.

Un acto, celebrado en la tarde de este viernes 9 de julio en la rotonda ‘Víctimas del Terrorismo’ de la localidad ciudadrealeña de Campo de Criptana, en el que se dieron cita el presidente de la organización a nivel local, Manuel Sepúlveda, la presidenta provincial, Victoria Gómez, el portavoz regional, José Luis Zapata, y el presidente del Partido Popular en la provincia de Ciudad Real, Miguel Ángel Valverde, así como miembros de la formación juvenil procedentes de distintos pueblos de la comarca.

Previo a la lectura de un manifiesto y de la colocación de un centro floral los máximos dirigentes de Nuevas Generaciones ponían en valor la figura del que fuera concejal en el Ayuntamiento de Ermua, Miguel Ángel Blanco, para mostrar el “cariño, solidaridad y respeto que nuestra sociedad tiene hacia aquellos que dieron la vida por nuestras libertades, en un momento en el que algunos olvidan quien son las víctimas y quien los verdugos”.



Victoria Gómez, presidenta provincial de NNGG Ciudad Real, aseguraba que “estos actos ayudan a que su recuerdo y su obra nunca se pierdan, porque él era un joven como cualquiera de nosotros, que defendía la libertad y los valores del Partido Popular, desde un Ayuntamiento, como lo hacen cientos de concejales jóvenes a lo largo y ancho de toda la provincia¨.

Manifestaciones compartidas por el portavoz regional, José Luis Zapata, y por el propio presidente de los populares a nivel provincial Miguel Ángel Valverde, quien, tras agradecer la implicación de NNGG y del Partido Popular de Campo de Criptana para llevar a cabo este acto y el trabajo que hacen los jóvenes del PP, destacaba que “la sociedad no puede olvidar lo que supuso el asesinato de Miguel Ángel Blanco, marcando un punto de inflexión y perdiendo el miedo a ETA a través de las movilizaciones de esos días”.

En esta línea, Valverde aseguraba no entender como “quienes tanto defienden la memoria histórica pueden olvidar lo que ocurría hace 24 años, pisoteando la memoria de las víctimas y blanqueando la realidad que aterrorizó a miles de españoles durante cuatro décadas”. De ahí, la importancia y la justificación moral de celebrar estos actos de homenaje a quien “representa todo lo que sufrió la sociedad española y la sociedad vasca con ETA. No podemos construir un futuro de concordia sin tener presente a los mártires de nuestra democracia”, añadía.






También te puede interesar