manchainformacion.com | Campo de Criptana 28/09/2021
 
 
Vota:
Comparte:
 
 
La Asociación Agraria-Jóvenes Agricultores (ASAJA) de Campo de Criptana solicita una rebaja sustancial del IBI rústico para los viticultores afectados por el temporal que asoló los viñedos de la localidad el pasado 24 de agosto. Una rebaja significativa del impuesto ayudaría a los profesionales del campo a sobrellevar una campaña que califican de “catastrófica” y mitigar las numerosas pérdidas a las que se enfrentan. Y es que a la crisis de rentabilidad que sufren por el bajo precio de la uva hay que sumar los graves daños que la tormenta descargó sobre los cultivos de la localidad.

Al mismo tiempo, esperan que haya agilidad en la puesta en marcha de las ayudas que puedan llegar a los agricultores después de que el ayuntamiento solicitara la declaración de zona catastrófica. Y es que Criptana fue el municipio de la provincia de Ciudad Real más afectado por la tormenta de granizo, con más de 5.000 hectáreas de las 10.000 hectáreas dañadas en toda la comarca de La Mancha.

La viña fue el cultivo más afectado. La vendimia no había hecho nada más que empezar con la recogida de las variedades más tempranas, según explica José Manuel Marcos Alberca, presidente local de ASAJA en Campo de Criptana. “Las cepas estaban a punto de llegar a su estado óptimo, cuajadas de uvas; pero tras la tormenta solo quedaba desolación”, recuerda. En la mayor parte de las parcelas los daños han sido superiores al 80%, y no todo el mundo tenía seguro. Ha pasado ya un mes y desde la Junta Directiva de la organización agraria local apelan a la sensibilidad de las administraciones, a las que piden colaboración ante el año tan complicado que afrontan los agricultores.

También te puede interesar