manchainformacion.com | Salud & Farmacia 27/11/2021
 
 
Vota:
Comparte:
 
 
Desde el comienzo de la vacunación a finales de diciembre de 2020 y hasta el 14 de octubre de 2021 se ha notificado al registro de vacunación COVID-19 del Sistema Nacional de Salud la administración de un total de 70.982.052 dosis. Esto quiere decir que en octubre El 87,9% de la población diana (la mayor de 12 años) tenía una pauta completa de vacunación.

Esta respuesta positiva masiva por parte de la población a la campaña de vacunación ha permitido que en España hayan desaparecido restricciones gracias a la disminución del numero de contagios, y sobre todo gracias a la disminución de la presión hospitalaria.

Sin embargo, cada vez parece más claro que todos nos pondremos una tercera dosis de la vacuna del COVID si queremos seguir manteniendo los niveles de libertad y falta de restricciones que alcanzamos a principio del verano.

¿Por qué es necesaria una tercera dosis?

Una primera razón podría ser que las tasas insuficientes de vacunación a nivel mundial hacen que el virus siga circulando con facilidad. Esto conlleva la aparición de nuevas variantes, alguna de las cuales pueden ser más contagiosas o provocar una infección más grave.

Por otra parte, se ha visto que a pesar de las vacunas siguen siendo eficaces para evitar los casos graves de Covid-19, la cantidad de anticuerpos que generan van disminuyendo en mayor o menor cuantía entre los cuatro y los 6 meses después de haber recibido la segunda dosis. Esta disminución varía dependiendo de la edad de la persona y la vacuna recibida.

Se siguen publicando evidencias sobre la menor respuesta inmune de una pauta completa de vacunación en las personas con condiciones que cursan con gran inmunosupresión. La administración de una dosis adicional en estas personas puede mejorar de manera importante su respuesta inmune a la vacunación.

Por último, se sabe que el envejecimiento provoca un deterioro del sistema inmunitario que afecta al desarrollo de memoria inmunológica asociada a la vacunación y que una dosis de refuerzo ayudaría a que estas personas especialmente vulnerables a la enfermedad mantuvieran un nivel adecuado de anticuerpos.

¿Quién debe ponerse la tercera dosis?

El 5 de octubre de 2021 la Comisión de Salud Pública aprobó la recomendación de administrar una dosis de recuerdo a las personas mayores de 70 años, una vez pasados seis meses desde la administración de la segunda dosis. Estas dosis de recuerdo se comenzaron a administrar en octubre empezando por las personas internas en residencias de personas mayores, junto con la vacuna anual de la gripe.

El 26 de octubre de 2021 se aprobó que, a partir del 15 de noviembre, se comenzara a administrar una dosis de recuerdo con la vacuna de Pfizer o de Moderna a las personas vacunadas con Janssen. La dosis de recuerdo se debe administrar al menos tres meses después tras la administración de la vacuna Janssen.

Por último, el 23 de noviembre la Comisión de Salud Pública aprobó la administración a las personas entre 60 y 69 años y al personal sanitario y sociosanitario, cosa que se empezara a hacer cuando se vaya terminando con los grupos anteriores

¿Qué vacunas se están utilizando?

Para la dosis de recuerdo se recomienda utilizar vacunas de ARNm ( Pfizer o Moderna).

¿Se pueden administrar con otras vacunas?

Las vacunas de ARNm (Pfizer y Moderna) frente a COVID-19 se pueden administrar al mismo tiempo que cualquier vacuna, en lugares anatómicos diferentes. Esto incluye la vacuna frente a gripe y neumococo. No es necesario guardar ningún intervalo de tiempo entre la administración de vacunas COVID-19 y otras vacunas.

RECORDEMOS PARA TERMINAR QUE EL VIRUS SIGUE CIRCULANDO Y LA MEJOR FORMA DE CONTENERLO SON LAS VACUNAS Y EL USO DE LAS MASCARILLAS.

Sagrario Pérez de Agreda Galiano
Farmacéutica Adjunta Centro de Información del Medicamento



También te puede interesar