manchainformacion.com | Quintanar de la Orden 16/08/2020
 
 
Vota:
Comparte:
 
 
La suspensión de la Feria y Fiestas, que cada año se celebran del 14 al 19 de agosto en la localidad quintanareña, por las circunstancias sanitarias en las que nos encontramos, no ha impedido que se desarrollen los actos religiosos para honrar a la patrona seguidos por sus fieles devotos.

A pesar de que la circunstancias originadas por la pandemia han obligado a suspender las fiestas más importantes de Quintanar de la Orden que se celebran en honor a la Virgen de la Piedad cada mes de agosto, desde la Hermandad-Mayordomía han querido tener muy presente a la patrona y desarrollar diferentes actos con el fin de que los feligreses y devotos pudieran honrar a la patrona durante estos días, siempre con las medidas de higiene y seguridad pertinentes para evitar la propagación del virus.

Así, la imagen de la patrona fue trasladada por los Mayordomos, Camareras y Servidores de la Virgen a la Iglesia Parroquial donde se ha venido celebrando el tradicional novenario en su honor desde el pasado 5 de agosto y hasta el día 13 dedicado este año, especialmente, a todos los sectores y colectivos que han estado en primera línea trabajando durante el confinamiento y la pandemia. Es el último día de novena cuando tiene lugar la elección de los nuevos mayordomos, camereras y servidores de la Virgen de la Piedad y el Cristo de Gracia, habiendo sido elegidos por sorteo en esta ocasión: Manuel Ángel Esquinas, Pilar Vallejo y Ángel Barrios.

Los actos continuaron el viernes, 14 de agosto, con el tradicional cante de la Salve.

El día grande se celebra con una misa, ofrenda floral y concierto

Y el día grande, 15 de agosto, se iniciaba la mañana con alegres dianas a cargo de la Banda Sinfónica Municipal dirigida por Sebastián Heras. Tras la recepción de las autoridades civiles y religiosas en el Ayuntamiento, la comitiva se trasladaba al Templo Parroquial para asistir a la celebración de la Función religiosa donde la Hermandad-Mayordomía y la Parroquia tenían una petición común para la patrona, la protección de su pueblo frente a la pandemia y el fin de esta pesadilla que se está viviendo a nivel mundial. En la Función religiosa, participaba también el Coro Parroquial.

Otro de los momentos claves de las fiestas donde los vecinos y vecinas de la localidad muestran su devoción a la Virgen es en la Ofrenda Floral, que este año se ha llevado a cabo dentro de la Parroquia para evitar aglomeraciones y con las medidas de seguridad necesarias.

Lo que no se ha podido celebrar ha sido la procesión con la imagen de la patrona que ha permanecido en la Parroquia y donde mañana, 16 de agosto, se celebrará de nuevo una misa en honor de los Ausentes.

El acalde de la localidad, Juan Carlos Navalón que ha estado acompañando a la Hermandad-Mayordomía en los actos celebrados junto con miembros de la Corporación Municipal, manifestaba que a pesar de la no celebración de la feria “el sentimiento de devoción y honor a nuestra patrona se va a expresar en todo su esplendor este 15 de agosto y, aunque de forma diferente, será igual de sincero y profundo”. Recordaba que la patrona luciría con sus mejores galas y, aunque sin procesión, si ha tenido lugar la Función, la ofrenda floral y para honrarla un gran concierto de la Banda Sinfónica Municipal que además se dedicará a las víctimas del Covid-19 de la población. “Desde la Corporación Municipal, como siempre, estamos apoyando las tradiciones y acompañando a nuestro pueblo en esta devoción mariana del día de nuestra patrona en el que todo el pueblo se vuelca”.

El alcalde, insistía en que está siendo un año complicado por el Covid-19 y, en ese sentido, estaba convencido de que los quintanareños y quintanareñas ruegan a su patrona el auxilio frente a esta pandemia igual que ocurriera en 1885 con la epidemia del cólera. Así, Navalón indicaba que precisamente para recordar esa efeméride la patrona luce un manto que le fue regalado en acción de gracias por interceder y librar al pueblo del cólera.

Como era de esperar los vecinos y vecinas de Quintanar se volcaron con las actos religiosos en honor a la patrona siempre respetando las medidas de seguridad establecidas poniéndose el broche de oro con un emotivo y precioso concierto de la Banda Sinfónica Municipal dirigida por Sebastián Heras en la Plaza del Ayuntamiento en memoria de todas las víctimas del Covid-19.



También te puede interesar 
 
loading...