Nuria Villacañas | Alcázar de San Juan 28/11/2020
 
 
Vota:
Comparte:
 
 
Cerca de 300 vehículos procedentes de distintos municipios de la comarca – Campo de Criptana, Herencia, Valdepeñas, entre otros-, han participado en la movilización que este sábado, 28 de noviembre, ha tenido lugar en Alcázar de San Juan contra la reforma de la ley educativa, la LOMLOE, conocida como Ley Celaá.

Convocada a nivel nacional por la plataforma Más Plurales, que aglutina a asociaciones de padres y madres de alumnos, sindicatos, empresas y diferentes colectivos del sector de la educación concertada, la movilización ha estado secundada por los centros concertados de Alcázar de San Juan y la comarca de la zona Mancha, las EFAS y por los colegios de educación especial como el Mª Auxiliadora de Campo de Criptana.

Previo al inicio de la movilización, en la que según fuentes policiales han participado unas mil personas, Ismael Ramos, director del colegio Santísima Trinidad de Alcázar de San Juan, en nombre de los colegios convocantes, ha explicado el rechazo a esta Ley por varios motivos, especialmente por “la eliminación de la libertad de elección de centro por parte de los padres. Este punto va en contra de lo que dice la Constitución”. Asimismo y en relación a la convivencia de la educación pública y concertada, Ramos ha asegurado que “la educación concertada es un complemento a la educación pública y está Ley considera ahora a los centros concertados como subsidiarios”. “La función de cualquier gobierno es defender el derecho a la educación y a una educación gratuita y da igual si es centro público o concertado”.

EDUCACIÓN ESPECIAL

En la misma línea se han manifestado representantes de los colegios de educación especial que han participado en la movilización. En esta línea, Cristina Sánchez, presidenta de la Asociación ASPANA del colegio Mª Auxiliadora, explicaba la importancia de mantener los colegios de educación especial. “Estos centros tienen que seguir prestando los servicios de educación especial para atender las necesidades de los alumnos con necesidades especiales. Hoy por hoy ningún centro ordinario tiene capacidad para atender la educación especial”.



PP y Cs SECUNDAN LA MARCHA

Representantes del Partido Popular a nivel local y provincial, así como de Ciudadanos en Alcázar de San Juan se han sumado a esta marcha para protestar contra la Ley Celaá.
Sonia González, secretaria del PP en la provincia de Ciudad Real, ha explicado que “el PP rechaza de pleno una ley que es sectaria, injusta y que ataca a la libertad de las familias. Una ley que ataca al castellano como lengua vehicular y que rechaza el modelo de educación concertada y especial”. González ha destacado que en “Alcázar de San Juan esta Ley afecta directamente a cerca de 1.500 escolares y a más de cien profesores”.
Manifestaciones compartidas por la concejala de Ciudadanos en el Ayuntamiento de Alcázar de San Juan, Rosa Abad, quien ha hecho hincapié en “la elección de los padres a la hora de decidir el centro educativo. Una elección que queda anulada con esta Ley”.



MANIFIESTO MÁS PLURALES

Un manifiesto que sostiene que la Lomloe (Ley Orgánica de Modificación de la LOE) es “fuertemente intervencionista, promueve la restricción de derechos y libertades ciudadanas y atenta contra la pluralidad de nuestros sistema educativo que es clave en una sociedad democrática”.

Asimismo, el documento recoge la petición de docentes, familias alumnos y colectivos de “protección y continuidad de la pluralidad del actual sistema educativo.

- La sociedad española es diversa y democrática. Fundamenta su convivencia sobre los valores de la tolerancia y la participación. Por ello, la escuela más adecuada para una sociedad como la nuestra debe ser una escuela también plural, gratuita y universal. Esto sólo es posible si hay una diversidad de escuelas con proyectos educativos y pedagógicos propios y autonomía de los centros para dotarse de ellos y ponerlos en práctica.

-La enseñanza concertada posibilita un modelo plural, heterogéneo e inclusivo. Deseamos una educación pública plural y de calidad, pero eso no se logra legislando contra la enseñanza concertada y su diversidad de proyectos. La hostilidad que manifiesta la LOMLOE hacia la enseñanza concertada crea un escenario de desigualdad de oportunidades para las familias que desean una enseñanza plural asequible a todos.

-Defendemos la pacífica y armónica convivencia de las tres redes: pública, privada concertada y privada. No aceptamos que la LOMLOE permita a las autoridades educativas imponer la distribución del alumnado basada en la planificación arbitraria de la Administración por encima de necesidades reales de escolarización manifestadas por las familias.

-El Estado tiene igualmente la obligación de financiar adecuadamente los centros educativos públicos y concertados para garantizar la gratuidad real de ambos. Y esta financiación, respetando la naturaleza e idiosincrasia de cada red de centros, debe cubrir sus necesidades materiales y sus recursos humanos en igualdad de condiciones, pues ambas redes deben prestar un servicio educativo de igual calidad al alcance de todos.

-A través del control político de la educación, estamos asistiendo también a una agresión a la libertad de conciencia en favor de la imposición de una ideología laicista impropia de un Estado no confesional. La asignatura de Religión, que se cursa con absoluta normalidad en casi todos los países europeos, es una opción mayoritaria de las familias españolas que la eligen libre y voluntariamente cada año y cuya voluntad debe ser respetada.

-La intrusión en la LOMLOE de un concepto de inclusión radical conduce a los actuales centros de educación especial a su desaparición a pesar de contar con un alto grado de satisfacción de las familias que escolarizan allí a sus hijos. Pedimos al Gobierno una dotación suficiente de recursos para atender a los alumnos con discapacidad en los centros ordinarios y en los colegios de educación especial.

-La pluralidad educativa, la libertad de elección de centro y la formación en los valores éticos, filosóficos o religiosos contribuyen a un mejor rendimiento y desarrollo integral de la persona. L a identificación de las familias con el proyecto educativo elegido favorece una mayor implicación en la educación de sus hijos, y las evidencias demuestran que una mayor implicación familiar está relacionada con un mejor rendimiento escolar, especialmente de los más desfavorecidos.


Manifestación contra la Ley Celaá en Alcázar de San Juan
 
También te puede interesar 
 
loading...